La podóloga Eva Rodríguez León nos aconseja como realizar el Camino de Santiago de forma adecuada

julio 2, 2018

“Es imprescindible que antes de practicar ciertos deportes acudamos antes al podólogo”

 

  • ¿Un deportista tiene que extremar el cuidado de los pies?
  • Por supuesto. Es imprescindible que ante ciertos deportes acudamos previamente al podólogo. Tenemos que tener en cuenta que la salud de los pies es fundamental ya que de él dependen la rodilla, la cadera y la espalda y por tanto un problema podológico nos puede afectar en estas zonas del cuerpo.
  • ¿En qué casos recomendaría usted un reconocimiento previo?
  • Principalmente en personas que corren como práctica deportiva. Aunque sean aficionados deben de hacerse un estudio de la pisada ya que el deporte de impacto es muy agresivo para los pies y hay veces en la que es necesario corregir problemas como la fascitis plantar.
  • ¿Y la elección del calzado?
  • El calzado es muy importante, por lo que debemos escoger el más adecuado. Siempre en función del tipo de deporte que practiquemos.
  • Ahora que está tan de moda hacer el camino de Santiago ¿qué consejos les daría usted que es una profesional a las personas que tengan previsto realizarlo?
  • Que vayan preparados con un buen calzado, siempre dependiendo del tipo de ruta que vayamos a hacer y del terreno, que utilicen botas de montaña o zapatillas de Trail, lleven un calzado ya “domado” y adaptado a nuestro pie y con el que hayamos estado entrenando y calcetines de montaña o con refuerzos en talón y uñas. Además, es necesario que unas dos semanas antes se empiecen a aplicar una crema hidratante de pies con urea del 15-20%. Tener la piel hidratada y con la elasticidad adecuada va a evitarnos muchos roces y fricciones. También se puede aplicar vaselina muy extendida por todo el pie antes de ponernos el calcetín. En los descansos de las rutas se pueden destapar los cordones y poner los pies en alto, nunca quitar el calzado ya que los pies estarán hinchados y será muy difícil volver a calzarnos. Una vez en el albergue utilizar sandalias que sean cómodas y acolchadas para que el pie descanse y pueda respirar. No debemos de olvidarnos de llevar un botiquín con aguja, gasa, esparadrapo y yodo para las posibles ampollas que puedan salirnos.
  • ¿Y si nos salen las temidas ampollas?
  • Debemos de curarlas realizando dos pinchazos cerca de los laterales, después vamos drenando el líquido, aplicamos yodo y tapamos. Nunca hay que quitar la piel.

 

Posted in Noticias by comunicacion

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies